Noticias de rumores y fichajes

Abramovich insiste: quiere a Kaká de ‘blue’

El interés del magnate ruso del Chelsea en ver al astro brasileño en las filas del conjunto de Stamford Bridge no cesa y ahora ya ha decidido la oferta que presentará por el jugador.

El interés del magnate ruso del Chelsea en ver al astro brasileño en las filas del conjunto de Stamford Bridge no cesa y ahora ya ha decidido la oferta que presentará por el jugador.

Kaká es uno de los nombres que más suenan en la cabeza de Roman Abramovich, dejando de lado al de Robinho. El ruso lleva todo el verano detrás del traspaso del brasileño rossonero, a quien le gustaría ver de blue la próxima temporada. Ahora, según el diario británico Daily Mail, el club ya ha tomado una decisión sobre la oferta que presentará en las oficinas milanistas.

Dicha oferta alcanza una cifra superior a los 101 millones de euros (80 millones de libras), cantidad que en Stamford Bridge se considera suficiente, además de tener diversos factores a su favor. La oferta es similar a una que salió la semana pasada, según la cual el Milan solicitaba que se esperaran al 2009 para realizar el traspaso, además de incluir a Shevchenko en la operación. Pero éste ya está en San Siro y el Chelsea no quiere esperar un año para contar con el internacional brasileño.

Según el citado rotativo, en el Chelsea confían que, con el regreso del punta ucraniano al Milan, las relaciones entre los dos clubes han mejorado y que ahora se está en una buena situación para entablar las negociaciones por un jugador que desde el Reino Unido se asegura que está en la lista de transferibles del conjunto rossonero. Además, cuentan con Luis Felipe Scolari en el banquillo; ambos coincidieron en la selección campeona del Mundial de Corea del Sur y Japón'02 y mantienen una buena relación y Kaká vería con buenos ojos tener a Felipao de técnico.

Además, la prensa británica considera que la llegada de Ronaldinho al Milan entorpece la continuidad de Kaká, ya que ambos mantienen un tipo de vida totalmente opuesto y que el '22' rossonero cree que es perjudicial para el equipo. Ya en el Mundial de Alemania hubo algún problema interno, y podría suceder de nuevo en Milan.

Y para más inri, el Milan no disputará Liga de Campeones, sino que jugará la Copa de la UEFA, algo contrario a lo que realizará el Chelsea y que podría acabar de convencer al jugador. Pero, por si no sucede, Abramovich tiene un plan 'B': esperar al mercado de fichajes de invierno con una oferta superior: 250.000 euros semanales, casi nada.

Kaká es uno de los nombres que más suenan en la cabeza de Roman Abramovich, dejando de lado al de Robinho. El ruso lleva todo el verano detrás del traspaso del brasileño rossonero, a quien le gustaría ver de blue la próxima temporada. Ahora, según el diario británico Daily Mail, el club ya ha tomado una decisión sobre la oferta que presentará en las oficinas milanistas.

Dicha oferta alcanza una cifra superior a los 101 millones de euros (80 millones de libras), cantidad que en Stamford Bridge se considera suficiente, además de tener diversos factores a su favor. La oferta es similar a una que salió la semana pasada, según la cual el Milan solicitaba que se esperaran al 2009 para realizar el traspaso, además de incluir a Shevchenko en la operación. Pero éste ya está en San Siro y el Chelsea no quiere esperar un año para contar con el internacional brasileño.

Según el citado rotativo, en el Chelsea confían que, con el regreso del punta ucraniano al Milan, las relaciones entre los dos clubes han mejorado y que ahora se está en una buena situación para entablar las negociaciones por un jugador que desde el Reino Unido se asegura que está en la lista de transferibles del conjunto rossonero. Además, cuentan con Luis Felipe Scolari en el banquillo; ambos coincidieron en la selección campeona del Mundial de Corea del Sur y Japón’02 y mantienen una buena relación y Kaká vería con buenos ojos tener a Felipao de técnico.

Además, la prensa británica considera que la llegada de Ronaldinho al Milan entorpece la continuidad de Kaká, ya que ambos mantienen un tipo de vida totalmente opuesto y que el ’22′ rossonero cree que es perjudicial para el equipo. Ya en el Mundial de Alemania hubo algún problema interno, y podría suceder de nuevo en Milan.

Y para más inri, el Milan no disputará Liga de Campeones, sino que jugará la Copa de la UEFA, algo contrario a lo que realizará el Chelsea y que podría acabar de convencer al jugador. Pero, por si no sucede, Abramovich tiene un plan ‘B’: esperar al mercado de fichajes de invierno con una oferta superior: 250.000 euros semanales, casi nada.

Compartir

Comentarios