Noticias de rumores y fichajes

El fichaje estrellado: Mark Hughes

El Barça de Terry Venables incorporó a dos de los máximos realizadores de la Premier League para montar un ataque de ensueño. Ninguno de los dos llegó a cubrir las grandes expectativas que se generaron en torno a ellos y su paso por el Camp Nou apenas llegó a ser el preludio del ‘Dream Team’.

Mark Hughes, en su etapa como barcelonista Mark Hughes, en su etapa como barcelonista

Durante el verano de 1986 y de la mano de Gary Lineker, aterrizaba en la Ciudad Condal un delantero galés que procedía del Manchester United con el aval de 33 goles en sus dos últimas temporadas disputadas en la Premier League inglesa con la zamarra de los red devils.

El entonces presidente de la entidad azulgrana, el mítico Josep Lluís Núñez, había pagado la friolera en esa época de de tres millones de euros para incorporar a Lineker, que procedía del Everton, donde había anotado 30 dianas en la Premier justo antes de proclamarse máximo goleador del Mundial de México de 1986.

Pero Núñez no tuvo suficiente con Lineker y decidió pescar a uno de los ‘peces gordos’ de Old Trafford para acompañar al de Leicester en el nuevo ataque británico del culé. De este modo, el club barcelonista desembolsó más de dos millones de euros más para cerrar el fichaje de Mark Hughes, un delantero o extremo que venía bajo el cartel de crack.

Sin embargo, mientras Lineker duró tres temporadas en el Camp Nou viendo pasar a cuatro técnicos distinos: Terry Venables, Luis Aragonés, Carles Rexach y Johan Cruyff, Hughes no tuvo tanta suerte y ni siquiera pudo ganarse la confianza del primero, a las órdenes del cual tuvo 28 apariciones en las que anotó solo cuatro dianas.

Sparky fue es uno de los fichajes estrellados más destacados de la era Núñez antes del Dream Team. Tras una primera temporada donde dejó mucho que desear, se fue cedido al Bayern Múnich, donde tampoco logró firmar los registros goleadores que provocaron el interés de la entidad catalana para contratar sus servicios.

No fue hasta su regreso al país creador del fútbol, de nuevo en las filas del ManU y posteriormente en el Chelsea, que Hughes recuperó su olfato y se quitó la espina de sus dos experiencias con más pena que gloria en España y en Alemania. El internacional por Gales, al igual que Gary Lineker, se retiró del fútbol como un delantero que sólo pudo demostrar su pleno potencial en las Islas Británicas.

¡Consulta aquí todos nuestros fichajes estrellados!

Compartir

Comentarios