Noticias de rumores y fichajes

Fin al ‘culebrón Silva’

Tras una semana de negociaciones entre los representantes de Silva y el Valencia, finalmente ambas partes han llegado a un acuerdo para la revisión del contrato del futbolista canario.

Tras una semana de negociaciones entre los representantes de Silva y el Valencia, finalmente ambas partes han llegado a un acuerdo para la revisión del contrato del futbolista canario.

Silva aumentará sus ingresos anuales y pasará a cobrar algo más de dos millones de euros netos, cuando hasta ahora tan solo cobraba uno. Además, esta cantidad irá aumentando durante los cinco años de contrato que el canario tiene firmados con la entidad valencianista. Su cláusula de rescisión seguirá siendo de 90 millones de euros.

Así pues, Silva no será el refuerzo que deseaba el entrenador del Barcelona, Josep Guardiola. El vicepresidente deportivo del Valencia, Fernando Gómez, resumía así el desarrollo de las negociaciones que asegurarán la continuidad de Silva en el club del Túria:

Ha existido una gran predisposición tanto del jugador como de sus agentes para quedarse. El club ha llegado hasta donde ha podido y el jugador también ha bajado hasta donde consideraba necesario

Así pues, el club azulgrana tendrá que seguir rastreando el mercado si quiere reforzar la banda izquierda. Según el diario Sport, Guardiola no quiere quedarse sin su último refuerzo a pesar de los buenos resultados y de la progresión de jugadores de ataque como Pedro. No obstante, según el citado diario, los mandatarios del club no quieren volverse locos y sólo ficharán a un jugador si mejora lo que hay en la plantilla y se pone a tiro.

Por su parte, el entrenador del Valencia, Unai Emery, tendrá finalmente en su plantilla a los dos futbolistas de los que no quería desprenderse.

Silva aumentará sus ingresos anuales y pasará a cobrar algo más de dos millones de euros netos, cuando hasta ahora tan solo cobraba uno. Además, esta cantidad irá aumentando durante los cinco años de contrato que el canario tiene firmados con la entidad valencianista. Su cláusula de rescisión seguirá siendo de 90 millones de euros.

Así pues, Silva no será el refuerzo que deseaba el entrenador del Barcelona, Josep Guardiola. El vicepresidente deportivo del Valencia, Fernando Gómez, resumía así el desarrollo de las negociaciones que asegurarán la continuidad de Silva en el club del Túria:

Ha existido una gran predisposición tanto del jugador como de sus agentes para quedarse. El club ha llegado hasta donde ha podido y el jugador también ha bajado hasta donde consideraba necesario

Así pues, el club azulgrana tendrá que seguir rastreando el mercado si quiere reforzar la banda izquierda. Según el diario Sport, Guardiola no quiere quedarse sin su último refuerzo a pesar de los buenos resultados y de la progresión de jugadores de ataque como Pedro. No obstante, según el citado diario, los mandatarios del club no quieren volverse locos y sólo ficharán a un jugador si mejora lo que hay en la plantilla y se pone a tiro.

Por su parte, el entrenador del Valencia, Unai Emery, tendrá finalmente en su plantilla a los dos futbolistas de los que no quería desprenderse.

Compartir

Comentarios