Noticias de rumores y fichajes

La rebelión de Roberto Soldado

El delantero valenciano está más que harto de chupar banquillo y viendo que no hay posibilidades de ostentar la titularidad, habría empezado a mover ficha en busca de un nuevo destino.

El delantero valenciano está más que harto de chupar banquillo y viendo que no hay posibilidades de ostentar la titularidad, habría empezado a mover ficha en busca de un nuevo destino.

Fue el pasado verano cuando Roberto Soldado decidió quedarse en el Real Madrid en vez de fichar por alguno de los clubes que le iban detrás, como era el caso del Deportivo de la Coruña. Con su decisión aceptó la posibilidad de chupar banquillo en el Madrid, tras una gran temporada en Osasuna, equipo al que fue cedido por los madridistas, aunque con la esperanza de que Schuster le hiciera un hueco en el once.

Con el paso de las jornadas, Roberto Soldado ha visto que no es que sea complicado jugar en el Madrid sino que es prácticamente imposible. El delantero valenciano aún no ha jugado ni un sólo minuto en Liga y si en la segunda jornada ya confirmó: "Si llega diciembre y no he jugado nada, pues mejor quedarme seis meses sin jugar que doce. Tampoco me he planteado cuanto debo jugar hasta entonces, pero si no estoy contento, plantearé al club buscar una salida", ahora, está más dispuesto aún a abandonar la Casa Blanca.

El Depor parece ser, igual que en verano, el mejor posicionado para hacerse con sus servicios en enero y darle los minutos que no tendrá en el Madrid.

Fue el pasado verano cuando Roberto Soldado decidió quedarse en el Real Madrid en vez de fichar por alguno de los clubes que le iban detrás, como era el caso del Deportivo de la Coruña. Con su decisión aceptó la posibilidad de chupar banquillo en el Madrid, tras una gran temporada en Osasuna, equipo al que fue cedido por los madridistas, aunque con la esperanza de que Schuster le hiciera un hueco en el once.

Con el paso de las jornadas, Roberto Soldado ha visto que no es que sea complicado jugar en el Madrid sino que es prácticamente imposible. El delantero valenciano aún no ha jugado ni un sólo minuto en Liga y si en la segunda jornada ya confirmó: “Si llega diciembre y no he jugado nada, pues mejor quedarme seis meses sin jugar que doce. Tampoco me he planteado cuanto debo jugar hasta entonces, pero si no estoy contento, plantearé al club buscar una salida”, ahora, está más dispuesto aún a abandonar la Casa Blanca.

El Depor parece ser, igual que en verano, el mejor posicionado para hacerse con sus servicios en enero y darle los minutos que no tendrá en el Madrid.

Compartir

Comentarios