Noticias de rumores y fichajes

Fichajes históricos: Gullit

Silvio Berlusconi pagó lo nunca visto por el mediapunta neerlandés, y éste se convirtió en uno de los jugadores clave del ‘Milan de los holandeses’.

Ruud Gullit, con el Milan (FOTO: Cordon Press)

No descubrimos nada recordando que el AC Milan de finales de los años ochenta y principios de los noventa es uno de los equipos históricos del fútbol, pero la confección de su poderosa squadra no le salió gratis a su por entonces reciente propietario, Silvio Berlusconi, especialmente en lo que se refiere a la contratación de uno de sus cracks holandeses: Ruud Gullit.

Para cuando el amo rossonero decidió ficharlo al precio que fuera, el futbolista tulipán ya llevaba varios años brillando en Holanda, donde había conseguido hasta tres Eredivisie con el Feyenoord -1983/84- y el PSV Eindhoven -1985/86; 1986/87-, así como varias distinciones individuales (si bien la más importante de ellas, el Balón de Oro, la recibiría cuando ya llevaba media temporada en Italia). Finalmente, en verano del año 1987, y con Gullit a punto de cumplir los 25 años de edad, el Milan pagó 18 millones de florines neerlandeses (unos 8’1 millones de euros) al PSV Eindhoven por él (y, aunque no se conoce la cantidad, se dice que el jugador percibió un salario astronómico para la época), superando el listón que, como recordamos hace dos semanas, Maradona había situado en lo más alto un lustro antes, con su fichaje por el FC Barcelona.

Tras seis campañas en las que, pese a alguna lesión importante (sobretodo la de rodilla que le dejó en el dique seco durante el curso 1989/90) y algunos cambios de posición que mermaron su efectividad goleadora, contribuyó decisivamente a que el conjunto italiano conquistara tres Scudettos, dos Copas de Europa (marcando dos tantos en la final de la primera de ellas), dos Supercopas de Europa, y dos Intercontinentales, entre otros trofeos, Gullit acabaría llegando gratis a la Sampdoria la temporada 1994/94. La inversión de Berlusconi, no obstante, ya estaba más que rentabilizada.

Compartir