Noticias de rumores y fichajes

Informe MF: Bacca, esfuerzo, superación y goles

La trayectoria de Carlos Bacca no puede entenderse sin hacer referencia a los términos superación, esfuerzo, constancia y fe. Cuatro conceptos que le permitieron abandonar la modesta vida que llevaba en Colombia y forjarse un futuro en el mundo del fútbol. Con el balón consiguió soñar, alejarse de las malas compañías y no tirar la toalla cuando ya parecía que no habrían oportunidades futbolísticas para él.

A los 21 años, Bacca aún jugaba en un equipo amateur propiedad de la empresa de autobuses en la que trabajaba y parecía imposible que acabara desempeñándose en el deporte rey. Sin embargo, la vida está llena de sorpresas y Bacca tendría la oportunidad de incorporarse a las filas del Minervén venezolano en 2007. Allí olvidaría su aciago paso por el Barranquilla FC, donde ingresó a los 18 años y donde no obtuvo, en un primer momento, las oportunidades que deseaba. Sí que las tendría posteriormente, en 2008, y de 2009 a 2011 se hartaría a marcar goles en el Atlético Junior colombiano.

Las actuaciones que completó allí llamaron la atención del Brujas belga, donde trabajó sin descanso hasta provocar la llegada de la gran oportunidad de su carrera deportiva: el Sevilla. El olfato goleador de Bacca no pasó inadvertido para Monchi y éste aconsejó su incorporación por una cifra asequible: siete millones de euros. Así fue como el delantero colombiano aterrizó en el Sánchez Pizjuán el pasado verano, preparado para hacerse un nombre en el fútbol español y marcar las diferencias en el Sevilla.

Inicialmente, sus actuaciones han pasado inadvertidas por el discreto arranque de temporada del equipo hispalense. Sin embargo, en el último encuentro del Sevilla, frente al Rayo Vallecano, Bacca anotó dos goles que permiten soñar a la afición sevillista.

Si la máquina sigue funcionando, el delantero colombiano parece preparado para seguir ganando protagonismo en Sevilla y superando obstáculos. Cuenta con sus valores como aliados y con una fe que evidenció a través de Twitter tras su doblete liguero. «Gracias Dios por este buen partido del equipo y por la victoria y en lo personal por marcar y aportar al equipo», escribió el delantero. «Gracias Diosito no fue uno, fueron dos«, añadió. Con sus rezos y su talento, Bacca puede convertirse en una pieza indispensable para el Sevilla.

Compartir

Comentarios